Disminución generalmente importante de la agudeza visual ocasionada por una falta de desarrollo de la visión en la primera infancia.

Tratamientos

Corrección óptica: La corrección óptica se basa en adaptar lentes que consigan que el enfoque luminoso esté en la retina y para ello se utilizan lentes de poder dióptrico negativo, positivo, cilíndrico o prismático, ya sea en forma de gafas o de lentes de contacto.

Oclusión ocular (parches): La oclusión ocular con parche es el método más efectivo, más barato y más usado para estimular el ojo ambliope. Las oclusiones oculares se realizan para hacer trabajar más el ojo enfermo, tapando el sano.

Penalización: consiste en la penalización del ojo bueno mediante distintas técnicas (cristales traslúcidos etc…) para conseguir un desarrollo del ojo contralateral amblíope.

Cirugía del Estrabismo: El estrabismo es un término que hace referencia a un conjunto de alteraciones en las que se produce una desviación anómala de uno o los dos ojos. Existen distintas técnicas para tratarlo, correciones especiales, toxina botulínica o cirugía entre otras.

Obstrucciones lagrimales en neonatos o bebés: Es la obstrucción parcial o total del sistema de canales que conduce las lágrimas desde el ojo hasta la nariz. Este trastorno es frecuente en los bebés más pequeños y por lo general sólo afecta a un lado.

Inyección de Botox: La toxina botulínica se utiliza para nivelar la actividad de los músculos extraoculares en los casos de estrabismo, ya que produce un efecto paralizante sobre el músculo en el que se aplica.

Alteraciones congénitas: Las enfermedades congénitas son aquellas debidas a un defecto presente desde el momento del nacimiento. El origen de las enfermedades congénitas puede ser genético o ambiental, ya sea de tipo físico, químico o infeccioso.

Detección y tratamiento de enfermedades oculares de la infancia: Los primeros años de vida son fundamentales para el perfecto desarrollo de la visión. El diagnóstico precoz de problemas oculares es determinante para que estos defectos puedan ser corregidos y no dejen secuelas que persistan durante toda la vida.